El kiosco Morisco, una obra de arte en el corazón de Santa María la Rivera

Punto de Reunión

Seguramente si eres chilango muchas veces habrás escuchado hablar del Kiosco Morisco. Sí, ese kiosco que se encuentra a unos pasos del metro Buenavista, escondido en el centro capitalino.La realidad es que es una obra cien por ciento mexicana y que maravilla a más de uno con su gran belleza arquitectónica.

Ubicado en la Alameda Central de la colonia Santa María la Ribera, el kiosco Morisco se ha vuelto un icono de esta colonia, y un punto a visitar por obligación si estas turisteando en la Ciudad de México. Un kiosco que alberga, historia, cultura y arte totalmente mexicano y que se puede visitar en cualquier horario y día de la semana.

Un poco de historia

Todo comenzó en el siglo XIX, cuando el Ingeniero José Ramón Ibarrola, diseñó un kiosco para ser el Pabellón de México en la Exposición Universal de 1884 en Nueva Orleans. Ese año fue la primera vez que nuestro país participó en una exposición internacional de esa índole, aunque enfrentó algunos percances, como que en el país no había hierro suficiente para realizar el proyecto. Ibarrola se hizo de la ayuda de Andrew Carnegie dueño de la primera gran acerera en Pittsburgh, para llevar a cabo esta obra de arte.

Es conocido como el Kiosco Morisco por su semejanza a la arquitectura islámica, por la cúpula que ostenta, sus arcos, columnas y detalles que se ven pintados en toda su estructura, llegó a su actual ubicación en el porfiriato y por petición de los habitantes de esta colonia, Santa María la Ribera, donde se volvió un punto emblemático de la misma y ahora es un punto destacado de la ciudad.

Si lo quieres visitar se ubica en la Alameda del barrio en el cruce de las calles Dr. Atl y Salvador Díaz Mirón. Déjate maravillar por la belleza arquitectónica de este gran kiosco de origen mexicano.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*